calostro
Foto Referencial

La lactancia materna es el proceso por el que la madre alimenta a su hijo recién nacido a través de sus senos, que segregan leche inmediatamente después del parto, que debería ser el principal alimento del bebé.

Seguro que has oído hablar de las llamadas crisis de lactancia o brotes de crecimiento aparecen en determinados momentos donde hay una mayor demanda de leche. Hay varias crisis de lactancia, hablaremos de las primeras:

Foto Referencial

Lea también: Respondiendo tus dudas sobre la lactancia en tiempos de Covid-19

Crisis de las 3 semanas

El bebé comienza a demandar el pecho con mucha frecuencia, durante 3-4 días, hasta aumentar de forma óptima la producción de leche de su madre.

Crisis del mes

De nuevo, el niño necesita incrementar la cantidad de leche, demandando mayor número de tomas. Se produce una alteración en su conducta, poniéndose nervioso al pecho, dando tirones, llorando mientras mama…Pasada una semana suele normalizarse todo, volviendo al patrón de lactancia anterior a la crisis.

Crisis de los 3 meses

Con frecuencia, el bebé comienza a llorar al poco tiempo de haber comenzado a mamar, dando la sensación de que rechaza el pecho. El bebé recorta la duración de las tomas (apenas 5 minutos) y el ritmo de demanda es más irregular. A esta edad, la capacidad de succión de los bebés mejora mucho y son capaces de extraer la leche que necesitan en menos tiempo. La madre nota los pechos blandos, debido a que a esa edad la producción de leche se ajusta a las necesidades del niño y además el bebé vacía el pecho con mayor rapidez y eficacia.

Se distrae mamando: le interesa más lo que ocurre a su alrededor que la comida.

Lactancia materna
Foto Referencial

Disminuye la ganancia de peso habitual, ya que conforme el bebé crece, se enlentece de manera natural la velocidad de crecimiento.

Todo ello viene a reforzar la idea a la madre de que su producción de leche ha disminuido, de que el bebé la rechaza y de que no se está nutriendo bien, por lo que la crisis de los tres meses es con frecuencia el momento en el que se inicia la suplementación con leche artificial.

Lea también: ¿Cómo se cuando mi bebé tiene problemas de salud?

Con información de: mibebeyyo.elmundo.es

Comenta y se parte de nuestra comunidad