Foto Referencial

La lectura compartida del emblemático libro «El Principito»  entre el infante y el adulto, tiene una carga importante de valores, que «no se pueden digerir tan rápidamente y que debe ser leído en voz alta por el representante», así lo asegura Melissa Nahmens, directora y fundadora de @queleer.

La especialista explica que en tiempos de pandemia a causa del covid-19, leer «El Principito«, nos permitirá conectarnos con valores esenciales de la vida, muchos de ellos rescatables, sobre todo reflexionar en la célebre frase «lo esencial es invisible para los ojos», con la conexión padrehijo, en un texto que está lleno de simbologías.

Ya una vez que el hijo alcance la etapa de la adolescencia, podrá hacer esta lectura individual, destaca Nahmens, quien además indica que esto se debe hacer acompañado de los padres.

La cuenta para lectores @queleer en Instagram busca incluir la lectura en la sociedad para hacerla más sólida, mediante esta  plataforma cultural-digital.

Comenta y se parte de nuestra comunidad