Antes las mujeres eran las principales usuarias de las aplicaciones estéticas del bótox, pero los expertos han constado un significativo incremento en el número de varones que se decantan por este producto para solucionar sus afecciones estéticas.

Lea también: Cómo reconocer a una persona que padece Síndrome de Diógenes

Los hombres recurren cada vez más al bótox para eliminar arrugas en el entrecejo y como tratamiento de la hiperhidrosis, para corregir la sudoración en las axilas, señala WebConsultas.

Se cumplieron diez años desde la aprobación del empleo del bótox con fines estéticos, aunque sus propiedades terapéuticas para tratar ciertas enfermedades se conocían desde mucho antes.

La toxina botulínica funciona inhibiendo la acetilcolina presente en las terminaciones nerviosas, haciendo que los músculos se relajen y eviten la formación de arrugas de expresión.

Bótox inyectado a hombre

Antonio Muñoz, especialista en medicina estética de la Clínica Londres explica que los hombres por lo general tienen la piel más gruesa que las mujeres, y que a consecuencia de esto sus arrugas también son más pronunciadas. Según este experto, la media de edad de las personas que recurren al bótox para atenuar las arrugas de expresión es de 30 años, aunque recuerda que esto depende mucho de las características de la piel de cada individuo.

El tratamiento con bótox comienza a hacer efecto a los dos o tres días, sirve para atenuar las arrugas y conservar la expresividad del rostro; la toxina botulínica rara vez presenta efectos secundarios.

Sin embargo el experto advierte que antes de inyectar al paciente, esta sustancia es precisa para realizar un historial clínico y demostrar que su uso no presenta contraindicaciones.

Comenta y se parte de nuestra comunidad