Foto Referencial

El bulgur y la quinoa son dos cereales que se han vuelto muy populares últimamente en nuestro país y cada vez se pueden encontrar más recetas que lo contienen por la cantidad de beneficios que aportan. Para las ensaladas que proponemos se pueden usar ambos.

Ingredientes:

  • Bulgur o quinoa
  • Canónigos
  • Palmitos
  • Arándanos frescos
  • Jamón serrano
  • Brotes de soja
  • Kéfir o yogurt natural desnatado
  • Una cucharada de mostaza
  • Dos cucharadas de vinagre balsámico de Módena
Foto Referencial

Preparación:

Para la quinoa, lo primero que hay que hacer es lavarla para eliminar la saponina que contiene.

Después podremos a cocer una porción de grano con tres partes de agua a fuego medio. El tiempo de cocción es el mismo que el del bulgur: 15 minutos, aunque, como ocurre con la pasta, lo perfecto es que la quinoa salga «al dente».

Una vez tengamos el cereal seco y tibio lo mezclamos con los canónigos, los palmitos, arándanos frescos, jamón serrano tostado al horno (para que pierda la grasa pero no el sabor) y brotes de soja.

Para la salsa, prepararemos una vinagreta a base de kéfir o yogurt natural desnatado, una cucharada de mostaza y dos de vinagre balsámico de Módena.

Una receta saludable,  baja en calorías y antioxidante, perfecta para una cena o para acompañar una comida.

Lea también: ¿Cómo preparar una ensalada vertical?

Comenta y se parte de nuestra comunidad