Foto Referencial

Datos del Instituto Nacional de Estadística señalan que más de tres millones de españolas entre los 46 y 55 años de edad comenzaron a presentar síntomas de la menopausia como sofocos, alteraciones de ánimo, sequedad vaginal y descalcificación de los huesos.

Lea También: Blanqueamiento genital, una moda con riesgos para la salud

La menopausia es la etapa que marca la transición entre el período fértil y la vejez, produciendo una disminución de la producción de hormonas femeninas, estrógenos y progesterona, señala El Mundo.

¿Hasta qué punto son conscientes los hombres de lo que esto supone para sus parejas? Un estudio de los hospitales universitarios de La Zarzuela, San Carlos y Miguel Servet, mediante una encuesta, revelaron que «el margen de mejora es muy amplio».

Menopausia: qué es, síntomas y sofocos y etapas

Ante la pregunta «¿qué es la menopausia?», incluso sugiriendo la respuesta correcta, sólo el 55,7% de los encuestados acertaba a decir que era la fecha de la última regla. El 38,4% lo confundía con alteraciones en la menstruación, el 4,6% afirmó que eran sofocos y el 1,2% no acertó a definirlo.

«La menopausia es un periodo fisiológico que supone el fin del ciclo reproductivo. Académicamente, es la fecha de la última regla y aproximadamente el 90% de las mujeres lo vive a partir de los 48 años. Pero los encuestados no estaban familiarizados con estos conceptos. De hecho, el 61,4% había tratado de informarse a través de amigos y sólo el 19,1% preguntó a un profesional de la salud», aclara la doctora María Fasero.

Más fácil, al parecer, fue la siguiente cuestión: «¿La menopausia provoca sofocos?» El 93,7% acertó. «Pero habrían ‘sacado mejor nota’ si también hubieran mencionado la disminución del deseo sexual, la sequedad vaginal, el mayor riesgo de fracturas por osteoporosis, o el insomnio. La inmensa mayoría de los encuestados relaciona menopausia y sofocos, pero no conocen el resto de síntomas», indicó esta ginecóloga.

«¿La menopausia puede incrementar el riesgo de otras enfermedades?» Un abrumador 83% de hombres afirmó que no. Y se equivocó. «La menopausia sí aumenta el riesgo de sufrir otras patologías. El descenso en la producción de hormonas genera cambios en el metabolismo y en la circulación sanguínea. Estos cambios predisponen a la mujer a tener una mayor incidencia de hipertensión, diabetes y aumento del colesterol. Todo esto, aumenta el riesgo de enfermedad cardiovascular y de infartos cerebrales, entre otras enfermedades», enfatizó la doctora.

La coautora del estudio señala que «el sedentarismo, el sobrepeso, la alimentación rica en grasas o la alteración del ciclo sueño-vigilia aumenta la sintomatología vasomotora en la menopausia; además, puede perjudicar la salud de hombres y mujeres a lo largo de toda su vida»

¿Los tratamientos para la menopausia engordan? Falso. Aunque el 34,1% de los encuestados creen que sí.

¿Se asocian con mayor cáncer de mama? Falso, pero el 12,1% de los preguntados estaba convencido de que sí.

Los hombres que conviven con las mujeres con menopausia aún están lejos de comprender los cambios en sus parejas.

«Lo ideal sería contar con planes de salud específicos que incluyeran educación para la salud también para ellos. Está claro que si conocieran mejor lo que están viviendo sus parejas su relación será más fluida», sentenció Fasero.

Comenta y se parte de nuestra comunidad