Foto Referencial

Especialistas han investigado la relación que existe al sufrir apnea obstructiva del sueño y tener un riesgo mayor de desarrollar alguna demencia en el futuro, en comparación con las personas que no sufren la apnea.

El estudio lo realizan el equipo de la Dra. Melinda Jackson, del Instituto Turner de Salud Mental y Cerebral, adscrito a la Universidad Monash en Australia.

La apnea obstructiva del sueño es un trastorno común del sueño que afecta a unos 1.000 millones de personas en el mundo y que se debe al bloqueo de las vías respiratorias mientras la persona duerme, lo que provoca caídas intermitentes en los niveles de oxígeno y deteriora mucho la calidad del sueño.

Causas de la apnea del sueño

Foto Referencial

Los factores que inciden en la aparición  de la apnea del sueño son variados, aunque la mayor parte de los casos derivan de una situación de sobrepeso y obesidad. También existen causas genéticas, como tener el maxilar inferior más corto, unas amígdalas muy grandes o retrotraer demasiado la lengua al dormir.

La nueva investigación se hizo en 34 sujetos con apnea obstructiva del sueño recientemente diagnosticada pero no tratada y 12 personas que no tenían síntomas de trastornos del sueño. Jackson y sus colegas escanearon los cerebros de los sujetos de estudio mediante tomografía por emisión de positrones (PET) y realizaron mediciones del sueño y de otros parámetros, además de recopilar datos demográficos y de otras clases.

El equipo de investigación encontró que una incidencia severa de la apnea obstructiva del sueño tiende a incrementar de forma nociva una proteína, llamada beta-amiloide, que se acumula en las paredes de las arterias del cerebro y aumenta el riesgo de demencia.

Las personas del grupo con apnea obstructiva del sueño, además de contar con esa acumulación nociva de beta-amiloide, tenían una menor eficiencia del sueño y menos tiempo dedicado a la fase N3 del sueño (una etapa en la que el cuerpo realiza importantes labores de regeneración).

Hallar esta relación entre sufrir apnea obstructiva del sueño y tener un mayor riesgo de sufrir demencia hace necesario investigar más detalladamente este vínculo, ya que lo que se descubra al respecto podría ser de ayuda para desarrollar nuevos tratamientos contra las distintas formas de demencia asociada al envejecimiento que cuentan con la acumulación nociva de beta-amiloide entre sus síntomas cerebrales principales.

Lea También: Sinusitis: Una popular patología que puede llegar a ser peligros

Con información de: 20minutos

Comenta y se parte de nuestra comunidad