Foto Referencial

Las semillas de chía son uno de los superalimentos más conocidos. Su fama se debe a la multitud de beneficios que tienen para el organismo, además de su elevado índice nutricional. se revela como un gran recurso de herbolario para combatir el colesterol alto y para prevenir las infecciones. Se comporta como antiinflamatoria, hipolipemiante, hipotensiva, tónico cardíaco, antioxidante, laxante, demulcente, digestiva, depurativa, vitamínica y remineralizante.

Origen de las semillas de chía

A pesar de que su entrada en la cocina moderna es reciente, su historia se remonta ya a los tiempos de la cultura azteca, donde formaba parte importante de la dieta de estos pueblos. Las semillas de chía proceden  de la Salvia hispánica, una planta herbácea de la familia de la menta que se cultiva especialmente en México y Guatemala. En Occidente se han puesto últimamente de moda y han entrado a formar parte de lo que hoy conocemos como superalimentos por las propiedades que atesoran.

Beneficios de las semillas de chía

Las principales indicaciones de las semillas de chía para la salud son las que te exponemos a continuación:

  • Como aporte importante de ácidos Omega 3, destaca por su valor como protector cardiovascular. Estos ácidos contribuyen a disminuir la viscosidad sanguínea y la agregación plaquetaria.
  • Se destina a reducir los niveles de colesterol LDL y de triglicéridos en sangre y a prevenir los accidentes vasculares. Disminuye las lipoproteínas LDL (colesterol malo) y aumenta las HDL (colesterol bueno).
  • La chía supone un apoyo para controlar la tensión arterial y para mantenerla en niveles normales.
  • Se le atribuye un ligero efecto hipoglucemiante y se ha indicado como complemento dietético para diabéticos.
  • Por su alto contenido en mucílagos, supone un recurso de primer orden para regular el tránsito intestinal y para combatir el estreñimiento, sea puntual o crónico. Presenta una gran capacidad para absorber agua, aumenta el bolo fecal y facilita la evacuación sin mayores problemas.
  • Por su efecto demulcente y antiinflamatorio, se indica en caso de irritación gástrica, gastritis y cólicos.
  • Se ha indicado la chía para el tratamiento de la diverticulosis, ya que los mucílagos, al contacto con el agua, forman un gel viscoso, que no sólo ayuda a evacuar, también pueden contribuir a reducir las bolsas de las paredes del intestino o divertículos.
  • Ejerce un suave efecto diurético y depurativo, ayuda a prevenir la retención de líquidos y las infecciones en las vías urinarias, como la cistitis.
  • Se considera coadyuvante en tratamientos para perder peso. La toma de semillas de chía, dejadas en reposo en agua, te aportan una clara sensación de saciedad al ingerirlas, que te invitará a dejar de comer.
  • Por su valor proteico, comparable al de algunas legumbres, se ha destinado a dar apoyo en dietas vegetarianas.
  • Gracias a su aporte vitamínico la salvia hispánica es útil en situaciones de fatiga y debilidad.
Foto Referencial
  • Te ayudará a aumentar la vitalidad y la capacidad de resistencia.
  • Se le atribuyen virtudes antioxidantes (vitamina C), útiles para defendernos de la acción de los radicales libres y para prevenir el acceso de infecciones.
  • Es también un buen aporte de calcio en la dieta, lo que favorece el fortalecimiento de los huesos y las articulaciones, y se ha señalado como un agente válido para prevenir la osteoporosis.
  • La presencia de omega 3 explica también su fuerza para ayudarte a prevenir el envejecimiento cutáneo, las arrugas, las uñas quebradizas y la piel seca y descamada.
  • A nivel externo, por su efecto antiinflamatorio y demulcente, se muestra útil en el tratamiento de dermatitis y reacciones alérgicas en la piel.
  • Actúa como un agente antiinflamatorio notable, útil como apoyo adicional para aliviar el dolor artrítico en enfermedades inflamatorias crónicas como la artritis reumatoide y la artrosis.
  • Se asocia a plantas digestivas y carminativas para favorecer la digestión y eliminar la sensación de empache.
  • La harina de las semillas de chía, al no contener gluten, es apta para personas celíacas.
  • Las hojas, por vía tópica, se han usado como analgésico local, sobre golpes, contusiones, calambres, dolores musculares y neurálgicos.

Maneras creativas para incorporarlas a la dieta

Pero la pregunta que nos hacemos hoy es cómo podemos tomar estas semillas de chía para obtener todas sus propiedades y beneficios. Aquí van 10 maneras para que puedas elegir la que más te guste:

  • Vierte una cucharada sopera de semillas de chía en media taza con agua fría o tibia. Mueve durante unos segundos y deja reposar entre 30-45 minutos antes de consumir. Se puede tomar directamente, añadirle unas gotas de zumo de limón o endulzarlo con una pizca de azúcar.
  • Prepara una ensalada de frutas y añádele dos o tres cucharaditas de semillas de chía y algunos frutos secos.
  • Las semillas de chía también se pueden tomar en zumos, batidos o cualquier bebida de frutas. Ideal para beber por la mañana o por la tarde.
  • Coge un yogur natural y espolvorea por encima las semillas de chía, mezclándolas bien.
  • Si por las mañanas desayunas un cuenco de cereales, puedes espolvorear por encima unas semillas de chía.
Foto Referencial
  • Muffins de arándanos y chía: Una receta que combina una serie de alimentos sanos y muy sabrosos con elementos antioxidantes.
  • Ensalada de arroz y chía: Para una receta más elaborada que la ensalada de frutas, puedes preparar ésta, ya que el arroz es otro de los alimentos que combina muy bien con estas semillas.
  • En cualquier receta que vayas a emplear pan rallado puedes mezclarlo con las semillas de chía para darle un valor muy nutritivo al plato.
  • Si sueles practicar deporte, mezclar agua de coco con semillas de chía produce una bebida deportiva casera ideal para recuperar fuerzas después del ejercicio.
  • Vasitos de mango, yogur y semillas de chía: Una receta con mucha fibra, calcio y proteínas para empezar bien el día.

Lean también: Dieta détox: una alimentación saludable para depurar el organismo

Fuente: Alimente

Comenta y se parte de nuestra comunidad