piedras en los riñones
Foto Referencial

Los cálculos o piedras en los riñones, representan la primera causa del cólico nefrítico.

Motivo más frecuente de neuropatías en los órganos, padecido aproximadamente por el 12% de la población.

Precisa el Dr. Gustavo Villasmil, Urólogo, al señalar que la litiasis renal o piedras en los riñones, como se le conoce comúnmente.

Son formaciones sólidas de minerales que se encuentran en las cavidades renales.

Dice que los cálculos renales también pueden estar en el uréter y la vejiga, esto como resultado de un desequilibrio. 

«La relación soluto-solvente, dice que a mayor cantidad de soluto, en el caso de los minerales, menor concentración de solvente», explica el Dr. Villasmil.

Y esto va a producir una precipitación y la cristalización de dichos minerales, produciendo los famosos cálculos o litiasis renal.

Detalla el especialista que el 80% de estos cálculos renales se diagnostican de manera accidental, porque los pacientes son asintomáticos.

«Generalmente vienen referidos por otros médicos por otra causa y solamente un 20% se diagnostica en emergencia por un cólico nefrítico«, precisa el Dr. Villasmil.

Existen otros factores de riesgo importantes que llevarán a un cólico nefrítico.

En 70% de los casos se debe al trastorno de la alimentación, y sólo un 30% está asociado a una condición médica a trastornos endocrinos o metabólicos.

Piedras en los riñones pequeñas producen más daño

El principal factor de la alimentación, indica el Dr. Villasmil, se debe a la ingesta de líquidos.

Cuando se tiene una buena hidratación diaria de 2 a 2.5 litros, se tienen probabilidades de más del 70% de no producir cálculo renal.

Sin embargo, esto debe ir acompañado de una dieta balanceada que disminuya la carga de sodio (sal), azúcar, carnes, proteínas y bebidas gaseosas.

Como los refrescos que aceleran la predisposición.

Desde el punto de vista genético, se ha demostrado que el 50% de la producción de litiasis renal, está asociada a este patrón, así como también por regiones geográficas.

«En Venezuela en las ciudades más cálidas como el Zulia, tiene muchos reportes de pacientes con cólicos nefríticos y cálculos renales«, señala el Dr. Villasmil.

Otra de las causas que desencadena piedras en los riñones, es el exceso de lácteos o calcio, que produce la espinaca, en más del 70% de los tipos de cálculos renales.

También en el caso de las mujeres que tienen infecciones urinarias recurrentes, presentan cálculos renales en edades entre 30 y 70 años.

Asociado a picos de obesidad, falta de hidratación, sedentarismo y malos hábitos alimenticios.

Detalla el Urólogo, que el 50% de las piedras en los riñones, son expulsados espontáneamente, con una tasa de recurrencia de 50%.

Este tipo de pacientes reincidentes en producción de cálculo renales tienen que ser manejados desde el punto este multidisciplinario.

«Hay que involucrar al nefrólogo en la parte metabólica, así como al endocrinólogo y nutricionista, porque no siempre es sacar con cirugía la piedra, sino conocer de fondo que la está generando», afirma el Dr. Villasmil.

En cuanto al cólico nefrítico, explica que este es un dolor indescriptible, superior al dolor del parto, que se produce por los cálculos que obstruyen la vía urinaria.

«El riñón tiene en su interior unas cavidades llamadas grupos caliciales, que es donde se forma la orina y es allí donde se cristalizan los cálculos«, señala el Urólogo.

Estos cálculos obstruyen esa vía y una vez que se moviliza, a través de la pelvis renal por donde sale el uréter, que llega hasta la vejiga.

«Todo ese trayecto obstaculizado por estas piedras, es donde se produce el famoso cólico nefrítico«, indica el Dr. Villasmil.

Detalla que hay piedras que son muy pequeñas y otras muy grandes, que de acuerdo al grado de obstrucción, hay pacientes que tienen cálculos grandes en el riñón pero no son obstructivos.

Por lo tanto no tendrán un cólico nefrítico, pero el 90% de los cálculos menores es de 5 mm y va a ser expulsados sin ninguna complicación ni tratamiento.

Precisa el Urólogo que solo un 10% presenta cálculos mayores a 7 mm, y van a ser sometidos a algún tratamiento médico conservador o tratamiento quirúrgico.

Que es lo que se hace actualmente pero mínimamente invasivo.

Las piedras renales también dependerán de factores endocrinos como el hipotiroidismo, problemas con el metabolismo.

Así como cirugías que condicionan las cirugías bariátricas, como bypass o manga gástrica.

«Por el problema de la mala absorción del agua y el calcio, también en pacientes con alguna enfermedad crónica, diarreas crónicas y alteraciones del pH urinario que sea muy alcalino por encima de 7», refiere el Dr. Villasmil.

La toma de vitamina D y C, en exceso, así como los antidepresivos, producen cálculos renales, asegura el especialista.

Hace énfasis el Urólogo que es importante tratar a tiempo estos cálculos, porque con el tiempo provocan un deterioro progresivo.

El Dr. Gustavo Villasmil, Urólogo, coloca a disposición su cuenta @tuurulogovillasmil en Instagram para ampliar detalles de este y otros temas de interés.

Comenta y se parte de nuestra comunidad