Hoovering
Foto Referencial

Seguramente terminaste hace algún tiempo esa relación tóxica que tanto daño te hacía. De pronto, sin aviso alguno, te llega un mensaje de texto de tu ex diciendo que te extraña. Esto, te toma por sorpresa y no sabes qué hacer. Sabes que no terminaron bien y sientes una terrible sensación en la boca de tu estómago. A eso, justamente, se le llama ‘hoovering’ o ‘técnica de la aspiradora’ y es un clásico de una persona narcisista.

El término «hoovering» en inglés procede de la conocida marca de aspiradoras americana llamada «Hoover». Se acuñó así a este comportamiento por la tendencia que tiene de intentar «aspirar» o «succionar» a una persona para que vuelva a una relación que ya está finalizada y que ha sido tóxica.

Este tipo de mensajes es fácil confundirlo con sinceros intentos de reconciliación, pero, el “hoovering” «técnica de la aspiradora» es una táctica de manipulación que un narcisista usa para arrastrarte nuevamente a una relación tóxica.

Es posible que un texto aleatorio no sugiera necesariamente algo malicioso por sí solo, pero ten cuidado si hay antecedentes de toxicidad en el pasado.

Aquí te explicamos algunos de los signos que indican que alguien está intentando que vuelvas a una relación tóxica.

Señales de que te están haciendo Hoovering

Foto Referencial

Contactarte de la nada

Como he mencionado, el envío de mensajes de texto, la comunicación por whatasapp, a través de RRSS,.. de la nada puede ser una forma de intentar que vuelvas a esa relación tóxica.

Ten cuidado con los mensajes de nostalgia o preguntas aparentemente benignas. El objetivo que tienen no es saber la respuesta a lo que pregunta la narcisista sino que vuelvas a poner la atención en ella.

Aquí hay algunas frases que podría probar:

  • Estoy escuchando nuestra canción favorita y no pude evitar recordarte.
  • Te extraño mucho.
  • Quisiera verte.
  • No dejo de pensarte.

Comportarse como si hubiera arrepentimiento

Es posible que se disculpe demasiado por los eventos pasados y trate de convencerte de que ha cambiado. Cuando se usan como táctica de aspiración o “hoovering”, estas disculpas  tienen un subtexto manipulador.

Si de repente escuchas palabras que deseaste oír durante años de relación, y te parece que hay un cambio radical en la actitud de esta persona, su «perdón» podría no ser sincero.

Contacto en fechas señaladas

Ponerse en contacto durante la navidad, día de San Valentín o en tu cumpleaños puede ser una forma de hacer que respondas a sus mensajes de texto o llamadas telefónicas.

También puede enviarte mensajes como «¡Felicitaciones por el nuevo trabajo!» para que bajes la guardia y hacerte creer que se interesa sinceramente por ti.

Declaraciones de Amor Eterno

Foto Referencial

Hacer profundas declaraciones de amor puede ser una forma de enternecerte y hacerte recordar los buenos tiempos. Estas declaraciones repentinas pueden ser aún más impactantes si no conseguías que tu pareja narcisista dijese «Te quiero» cuando estaban juntos.

Podría decir cosas como:

  • Desde que rompimos me siento inestable.
  • Eres mi alma gemela y tenemos que estar juntos.
  • Eres el mejor compañero que he tenido.
  • «Nadie más me hace sentir como tú».

Agasajarte con muchos regalos

Foto Referencial

Puede ser que la persona ya hiciera esto en la fase de «love bombing» o bombardeo de amor enviando regalos a tu casa o tu trabajo. A veces estos regalos también pueden ser pretendidos guiños de complicidad, como un libro del que le comentaste cuando estaban juntos.

Si bien estos regalos no solicitados parecen gestos extraordinarios, son otra táctica manipuladora destinada a hacerte sentir en deuda con el narcisista o para conectar contigo de forma rápida.

Prometerte la luna

Pueden prometerte llevarte a unas vacaciones exóticas, comprar la casa de tus sueños o incluso casarse contigo, sabiendo perfectamente que nunca lo cumplirán.

Aquello que se negaba a darte cuando eran pareja y que sabía que era importante para ti, te lo ofrecerá en bandeja de plata, como si hubiera tenido un cambio de decisión radical.

Utilizar a otras personas para llegar a ti

Esto puede suceder cuando tu ex narcisista se hace la víctima e intenta que otras personas se comuniquen contigo en su nombre.

Algunos de estos comportamientos incluyen:

  • Chatear o hablar regularmente con tus padres y decirles lo mucho que te echa de menos.
  • Decirles a amigos mutuos lo genial que eres y cómo se arrepiente de haber dejado la relación o de que las cosas no funcionaran entre vosotros.
  • Usar a sus hijos en común como intermediarios haciendo que te transmita mensajes.

Necesitar ayuda desesperadamente

Foto Referencial

Podría tener alguna crisis o emergencia, como un susto de salud. O podría tratar de ablandarte el corazón diciendo que han tenido una muerte en la familia. El objetivo es atraer tu atención de forma drástica haciendo que te preocupes por la narcisista y su situación.

Difundir chismes falsos

Si sospecha que quieres abandonar la relación o que te estás alejando, armará el drama al difundir rumores falsos sobre ti a amigos y conocidos mutuos.

También pueden hacer afirmaciones que están diseñadas para provocar que te defiendas. Esto le da una sensación de control sobre tus reacciones y quizá haga que vuelvas a la relación sólo para defender tu posición.

Hacer como que no ha pasado nada

Aparecer aleatoriamente en tu lugar de trabajo o frente a tu casa y fingir que fue algo casual para iniciar una conversación y hacer como si nada hubiera pasado entre ustedes es otra táctica de hoovering.

Comúnmente el hoovering se da tras el rompimiento o en el proceso de éste: el manipulador trata de retener a su pareja al lado porque le da seguridad, o simplemente teme volver a enfrentar la vida en solitario. Por ello, se empeña en chantajear o en recordar «los buenos momentos» con su víctima”.

Amenazar con hacerse daño a sí mismo

Uno de los mayores signos de hoovering es el de las amenazas de autolesión. Una persona narcisista manipulador intentará forzarte a responder diciéndote que se hará daño a menos que respondas sus mensajes de texto o llamadas. Incluso puede amenazar con suicidarse.

Si crees que esta persona en peligro inmediato, puedes llamar a tu número local de servicios de emergencia. En todo caso, tú no eres responsable de la vida de esta persona y contactar a alguien amenazando con un suicidio es una táctica de manipulación y chantaje emocional.

Algunos rasgos del narcicista

Foto Referencial

Las personas narcisistas hacen girar su vida en torno a sus propias necesidades y deseos. Se enorgullecen de cómo son y pueden llegar a tener problemas con los demás, ya que creen que su personalidad está por encima de la de los otros. Muestran seguridad en ellos mismos, pero es solo una apariencia, ya que tienen baja autoestima y sentimientos continuados de vacío y soledad. Lo que muestran a los demás es una fachada, con el fin de protegerse y de proyectar una imagen de éxito.

Tienden a hacer ver a los demás que son perfectos, que no cometen errores y que, por tanto, están por encima de todo. Son populares, están llenos de éxito y amigos, y se rodean de bienes materiales. Parten de construir una imagen en base al «yo tengo» en lugar de al verdadero «yo soy».

Los narcisistas muestran una apariencia idílica al principio. Son extrovertidos y divertidos, con un trato dulce y cortés. Sin embargo, a medida que se profundiza en la relación, su carácter se endurece y pueden llegar a convertirse en personas tóxicas. Es esto lo que hace que, ante un determinado tipo de gente, puedan llegar a herir.

El Límite en el Hoovering

Foto Referencial

Puede parecer inofensivo en la superficie, pero el hoovering es un comportamiento pernicioso que puede escalar rápidamente a un territorio más peligroso.

¿La clave para responder? No lo hagas. Limita tu exposición a esta persona bloqueando su número, dirección de correo electrónic, RRSS,.. Deja claro a tus amigos y familiares que no estás interesado en saber nada de este personaje.

Si los mensajes son frecuentes en tu bandeja de entrada o aparece en tu casa sin invitación cada dos días o te envía regalos con de forma constante, es una señal de que el comportamiento se ha vuelto abusivo y puede ser acoso.

En última instancia, si pones un poco de distancia al comportamiento del narcisista, te darás cuenta de que en realidad es un comportamiento infantil, de alguien que no quiere afrontar lo que ha pasado y que no tiene ninguna intención de tener una relación diferente contigo, sino exactamente la misma que antes: de abuso.

Muchas personas que han nacido en familias disfuncionales, donde este tipo de comportamientos abusivos, de acoso,.. eran hechos por el padre o la madre o ambos, tienden a normalizarse y a pensar que “eso es lo normal” o que “eso es el amor”. No lo es. Es importante que aprendas qué comportamientos no son dignos, no te dan libertad o respeto o vulneran tus derechos dentro de una relación.

También, es importante que hagas eso que no se te permitió hacer de niño. Esto es, escucharte a ti mismo. Escucha tu instinto, esa sensación de hundimiento en la boca del estómago de la que hablamos al principio del artículo. Si algo dentro de ti te dice que “algo está mal” o que “todo esto es muy raro”, simplemente escúchalo. Confiar en lo que sientes dentro de ti sin la necesidad de que nadie más lo valide, es un buen primer paso para aumentar la confianza en ti misma.

Ten en cuenta que muchas veces retomar una relación que no terminó de una buena forma, solo nos hace caer en un círculo vicioso del que pronto no podremos salir.

Leer También: ¿Quieres a tu pareja pero el sexo no fluye? Esto es lo que puedes hacer

Con Información de: Glamour.mx

Comenta y se parte de nuestra comunidad