Foto Referencial

La toxina botulínica, más conocida como botox, utilizada para desaparecer las líneas de expresión es empleada para el tratamiento de afecciones neurológicas y como alternativa terapéutica de primera línea a pacientes que tienen aumento del tono muscular, asegura la Fisiatra, Joyce Bolaños.

Explica la doctora Bolaños que la toxina botulínica es un producto biológico que se produce por la bacteria anaeróbica de clostridium botulinum, una vez purificada y sintetizada se inyecta a través del músculo, produciendo una inhibición de la liberación de un neurotransmisor que es la acetilcolina que genera la contracción del músculo.

“Cuando hay pacientes que tienen lesiones cerebrales, medulares o la parálisis cerebral este aumento de la contracción se hace exagerado y produce la discapacidad, la toxina botulínica ingresa la musculo mediante una inyección en cantidades mínimas que ofrecerá una inhibición de la liberación de este neurotransmisor que se encuentra en las terminaciones de los nervios que acompañan a los músculos de los brazos de las piernas, ocasionando la relajación del musculo, obteniendo el beneficio”, detalla la Fisiatra.

Foto Referencial

Lea también: Xenofobia contra venezolanos se debe al miedo de perder oportunidades

Toxina botulínica alivia dolores musculares

Los pacientes que generan trastornos posturales cambian radicalmente su fisonomía y su desarrollo del movimiento, por ejemplo, cuando hay un hombro comprometido, “la persona lo pega al tronco y eso genera dolor en músculos importantes como pectoral mayor, no puede separar el brazo, si nosotros inyectamos la toxina botulínica en el músculo que separa el hombro el músculo pectoral generará en el paciente alivio que pueda mover su brazo, pudiendo asearse por sí mismo la región axilar”, indica Bolaños.

Afirma que el paciente podrá usar el brazo sin tener que comprometer la flexión del codo porque son los músculos que flexionan el codo, que recibirá la inyección de la toxina botulínica en el musculo bíceps braquial, que es el que hace la flexión del codo, beneficiando a la persona que podrá estirar la extremidad.

Tratamiento mejora tono muscular

Lesiones del trastorno del sistema nervioso central como los eventos cerebrovasculares, lesiones de la médula y la parálisis cerebral infantil, tres primeras causas que generan aumento del tono muscular, existen otras patologías que están dando importancia en uso de la toxina botulínica como lo es los síndromes dolorosos musculoesquéletico son algias de columna lo que están en las primera cinco causas de atención en los hospitales de nuestro país.

Foto Referencial

En cuanto a la cervicalgia y lumbalgia, dice la Fisiatra que el síndrome es doloroso porque generan discapacidad, es entonces cuando la toxina botulínica es catalogada como un analgésico de larga duración.

Toxina botulínica actúa a horas de ser aplicada

Asegura que el la toxina botulínica dura de seis meses a un año, porque el efecto es inmediato a partir de las horas seis, ya a la semana hay resultados positivos y a la segunda y tercera semana la respuesta es máxima, permitiendo la capacidad de relajación del músculo y alivio del dolor, acompañado de rehabilitación, mejorando su condición física.

Aclara que quienes no deberían colocarse la toxina botulínica, son las mujeres embarazadas y pacientes que tomen antibióticos como los aminoglucósidos, además de conocer si el paciente tiene lesiones musculares o alteraciones en las proteínas, porque el tratamiento genera que la carga proteica  incremente, el cual desaparecerá en el tiempo, a los seis meses, aunque hay muchas indicaciones más que contraindicaciones.

Alivio de Parkinson

Para la aplicación de la toxina botulínica, la doctora Joyce Bolaños, dice que deben hacerse exámenes previos e interrogatorios exhaustivos para conocer cuáles son las comorbilidades que presenta el paciente.

En cuanto a la implementación de la toxina botulínica para aliviar de inmediato la sialorrea que afecta mucho a la población en niños y adultos, por Parkinson, controla el aumento excesivo de salivación en la boca, en las glándulas parótidas.

Foto Referencial

Empleada para controlar hiperhidrosis axilar

También alivia las molestias causada por la hiperhidrosis axilar, además de los proctólogos para el  estreñimiento crónico de quienes sufren del síndrome hemorroidal.

Finalmente, la Fisiatra Joyce Bolaños,  exhorta acudir a un especialista calificado y entrenado para el área de anatomía, que aplique la toxina botulínica y recomienda a sus colegas, “pensar lo que quiere el paciente, quien siempre tiene razón. No podemos hacer hipercorrecciones, porque para mí puede ser muy importante que la persona tenga el hombro pegado al tronco, pero el paciente lo que quiere es caminar porque tiene pie equino o tiene un dedo gordo se le sale del calzado y no puede caminar”.

Lea también: ¿Cómo es la alimentación del paciente hospitalizado?

Déjanos tus comentarios