Foto Referencial

La utilización de la realidad virtual como herramienta terapéutica en ictus crónico puede conllevar un beneficio adicional a la terapia convencional. Esa esa fue la conclusión de la tesis doctoral defendida en la Universidad Pública de Navarra (UPNA) por la fisioterapeuta y terapeuta ocupacional Sandra Iturralde Esteban.

Eficacia de la utilización de un esquema de realidad virtual aplicado al proceso de neurorrehabilitación del ictus en fase crónica, es el título de dicha investigación y ha sido dirigida por el departamento de Ciencias de la Salud de la UPNA Ana María Insausti Serrano y Manuel Murie Fernández director del departamento de Neurología de la Clínica San Miguel de Pamplona.

La investigación se centra en la implementación de una nueva estrategia de rehabilitación en la fase crónica de evolución del ictus, una afección con gran incidencia e impacto social.  Iturralde Esteban, analizó los resultados de un estudio realizado a 17 personas antes y después de 30 sesiones de realidad virtual con la herramienta “Virtual Rehab”, con ejercicios diseñados de manera individualizada, en las que el grado de dificultad se iba incrementando para favorecer la recuperación y que también tenían en cuenta el hemisferio cerebral donde el paciente había sufrido el ictus, informó la UPNA.

Los resultados del estudio fueron “muy positivos” y “ofrecieron como resultado una mejoría en cuatro de las siete áreas evaluadas: equilibrio, marcha, actividades de la vida diaria y la movilidad de las extremidades superiores e inferiores”. Además, la UPNA destacó el alto grado de satisfacción que se produjo en los voluntarios, lo que favoreció la adherencia al tratamiento y sugirieron la utilización de la realidad virtual como un tratamiento complementario a la rehabilitación convencional en este tipo de pacientes.

Foto Referencial

Lea también: ¿Sabes todo acerca del Ictus o ACV?

Herramienta Virtual Rehab

La herramienta VirtualRehab, diseñada por la empresa Virtualware Group y un grupo de profesionales especialistas en neurorrehabilitación, permite crear sesiones de rehabilitación adaptadas a las secuelas de cada paciente, así como la obtención de resultados objetivos. El software diseñado, junto al uso del dispositivo Kinect, permite crear un entorno interactivo en el que el sujeto es detectado a través de unos sensores y puede realizar los ejercicios diseñados gracias al software en un entorno seguro.

El estudio buscó valorar el efecto de la terapia de realidad virtual en la recuperación de los pacientes con ictus isquémico, así como analizar las diferencias obtenidas en relación a la localización de la lesión, los cambios ofrecidos en cuanto al equilibrio, marcha, coordinación y movilidad de las extremidades entre otras. También conocer el grado de satisfacción del paciente en comparación a otros tratamientos convencionales de rehabilitación. Tal y como explicó la investigadora, “cada vez son más las herramientas o técnicas que se usan para la rehabilitación de este tipo de pacientes, de ahí la necesidad de investigar su verdadera eficacia y así favorecer su recuperación”.

Foto Referencial

Lea también: Realidad virtual ¿también para combatir el dolor?

Con Información de: www.abc.es

Déjanos tus comentarios