Foto Referencial

Mantener una hidratación constante es fundamental para gozar de un organismo en correcto funcionamiento. El agua, es un vital líquido que cuando lo bebemos en ayunas, ayudamos a nuestro organismo a eliminar las toxinas, al mismo tiempo, pone en funcionamiento al aparato digestivo, estimula el movimiento intestinal e incluso, previene el estreñimiento.

Nuestro organismo está conformado en su mayoría por agua. El 75% de los músculos, el 90% del cerebro, el 22% de los huesos y el 83% de nuestra sangre son agua. Es por eso, la importancia de no olvidar la importancia que tiene este vital líquido en nuestras vidas.

Foto Referencial

Lea también: Ozonoterapia y tratamiento neural para el dolor crónico

Razones para tomar agua en ayunas

Son muchas las razones para beber agua, sobre todo, en ayunas. Y aquí te diremos cuáles son los beneficios para la salud tanto física como mental.

Es el líquido perfecto para eliminar las toxinas. El agua ayuda a prevenir enfermedades y a su vez, ayuda a activar el metabolismo para iniciar o arrancan el día de la manera adecuada.

A través de la orina podemos liberar desechos. Durante la noche, el organismo trabaja reparando las células y haciendo una limpieza interna. Es por eso, que beber agua en ayunas, nos ayuda a liberar lo que el organismo no necesita o hace daño.

Minimiza los efectos nocivos de sustancias alcohólicas, tabaco, comida chatarra, contaminación, entre otros.

El agua ayuda a hidratar la piel. Tomar dos vasos de agua en ayunas ayuda a mantener a tono la elasticidad y la tonicidad de la piel, así como también ayuda a prevenir las arrugas prematuras.

Protege e hidrata los órganos vitales para gozar de buena salud.

Consumir entre dos y tres vasos de agua en ayunas es ideal para ayudar a bajar de peso. Además, una buena hidratación está asociada a la quema de calorías. Asimismo, reduce la sensación de hambre evitando aumentar de peso por sobrealimentación.

Ayuda a mantener el sistema linfático y el tránsito intestinal. Además, nos ayuda a defendernos de las infecciones.

Foto Referencial

Tomar un vaso de agua tibia (nunca caliente) en ayunas, es una buena manera de iniciar el día con más energía y eliminando el sueño y el cansancio.

Es ideal para combatir y prevenir el estreñimiento, ya que estimula el movimiento intestinal.

Si sufres de  problemas de gastritis, el agua puede ser tu mejor aliado. Toma al menos tres vasos de agua en ayunas y te ayudará a reducir el nivel de acidez en tu estómago.

Cómo consumir agua por las mañanas

Ingerir agua en ayunas o al levantarnos es un hábito bastante sencillo que podemos adoptar. Es importante tomar en cuenta que el consumo del mismo debe ser moderado y con calma. Los  beneficios no serán iguales sin bebemos más agua de la recomendada.

Recomendaciones

Para consumir agua en ayunas y por la mañana, ten en cuenta estas recomendaciones:

Si durante el día quieres beber dos libros de agua o cuatro vasos de agua, lo ideal es dividir dicha cantidad en 4 horas. Inicia con un vaso con agua en ayunas. Luego bebe otro al finalizar el desayuno. Los otros dos vasos en diferentes horas antes de ingerir otra comida.

Es recomendable empezar por pequeñas cantidades. Por eso, puedes empezar tomando un vaso en ayunas. Progresivamente, puedes aumentar a 2 o 3.

Si quieres complementar todos sus beneficios, puedes agregar a tu vaso de agua en ayunas un poco de jugo de limón.

Foto Referencial

Lea también: Aloe vera, más que una hierba milagrosa. Conoce sus infinitos beneficios

Con información de: mejorconsalud.com

Déjanos tus comentarios