Foto Referencial

¿Quién no desea conseguir ese desodorante que se convierte en un gran aliado en el cuidado personal? Todos buscamos sentirnos frescos y limpios durante el día y evitar a toda costa que su efecto se disuelva. Es por eso que siempre buscamos ese producto de higiene, que además de duradero, sea muy efectivo.

Actualmente son muchos los desodorantes comerciales, que ofrecen en teoría ser antitraspirantes. Éstos contienen ingredientes sintéticos y parabenos que pueden provocar irritación, pequeñas intoxicaciones e incluso reacciones alérgicas. Adicional este antitraspirante es una solución temporal a la sudoración, ya que impiden que la piel transpire de manera natural y deseche las toxinas, trayendo como consecuencia obstrucción de las glándulas sudoríparas y provocando que sustancias dañinas se acumulen dentro de la piel.

Algunas estudios confirmar que la acumulación de toxinas y aluminio – ingredientes que contienen la mayoría de los desodorantes- puede estar vinculado con la aparición del cáncer de mama.

Por lo que en A Tu Salud, pensando siempre en la calidad de vida y la salud, te queremos recomendar un desodorante completamente natural, y que además puede preparar en casa. Son cuatro recetas con las que notaras que tu piel estará más hidratada y menos irritada. ¡Toma nota de estos desodorantes!

Foto Referencial

Lea también: ¿Tu primer tatuaje? Entérate cuáles son los cuidados básicos

Desodorante con bicarbonato de sodio

EL bicarbonato es uno de los ingredientes favoritos para cualquier preparación casera. El mismo tiene el poder de neutralizar los olores y los ácidos grasos de nuestra piel, además, evita la proliferación de bacterias que causan el mal olor. Para preparar un  desodorante con bicarbonato necesitaras:

Ingredientes:

  • Pulverizador
  • 2 cucharadas de bicarbonato de sodio
  • 10 gotas de aceite esencial de lima, no solo tiene un aroma increíblemente delicioso, sino que le aportará frescura a tu piel y, además, es desinfectante.
  • 100 ml de agua

¿Cómo prepararlo?

Hierve el agua y déjala enfriar hasta que esté tibia. Después, mezcla bien el agua, el bicarbonato y el aceite de lima. Pon la mezcla en el pulverizador ¡y listo!

Foto Referencial

Aceite de palmarosa

Ingredientes para, aproximadamente, 50 g de polvo desodorante:

  • 10 g de bicarbonato de sodio (NaHCO3)
  • 12 g de almidón
  • 8 g de óxido de zinc
  • 10 gotas de aceite esencial de palmarosa. Este aceite tiene un aroma dulce delicioso y, solo si tienes la piel normal y no se irrita con facilidad, puedes añadir perfume de Palmarosa.

¿Cómo prepararlo?

Mezcla muy bien el bicarbonato, el almidón, el óxido de zinc y el aceite de Palmarosa, puedes ayudarte con una licuadora. Después, ponlo en un recipiente de vidrio ¡y listo!

Foto Referencial

Crema desodorante con manteca de cacao y coco

Ingredientes:

  • 100 g de aceite de coco.
  • 1 cucharada de almidón.
  • 30 g de manteca de cacao.
  • 1 cucharada de bicarbonato de sodio, NaHCO3.
  • Puedes añadir 10 gotas de aceite esencial de almendra o de vainilla.

¿Cómo prepararlo?

Calienta la manteca de cacao y el aceite de coco en una olla a fuego lento hasta que se derritan y se forme una mezcla homogénea. Después, añade el bicarbonato de sodio, el almidón y el aceite esencial (si has decidido utilizarlo). Cuando esté todo mezclado, colócala en un recipiente que puedas utilizar a diario.

Los primeros días la mezcla puede tener una consistencia muy liquida, pero ¡no te preocupes!, con el pasar de los mismos ésta irá compactando.

Foto Referencial

Desodorante con salvia

Ingredientes:

  • 1 cucharada de bicarbonato de sodio
  • 2 cucharadas de cera vegetal pura (Puedes comprar cera de abeja natural en Amazon)
  • 3 cucharadas de aceite de coco
  • 2 cucharadas de almidón
  • 10 gotas de aceite esencial de salvia.
  • 3 gotas de aceite de árbol de té
  • Barra desodorante rellenable

¿Cómo prepararlo?

Derrite el aceite de coco y la cera vegetal a baño de maría y déjalo enfriar hasta que la mezcla esté tibia. Añade el bicarbonato, el almidón, el aceite esencial y remueve despacio hasta que todos los ingredientes se integren y la mezcla se espese. Después, añade el aceite de árbol del té y remueve de nuevo. La mezcla es perfecta para introducirla en un recipiente o barra  rellenable. Déjalo secar y, cuando adquiera consistencia, estará listo para su uso.

Foto Referencial

Ahora que tienes estas cuatro opciones para preparar un desodorante casero y natural coméntanos cuál prepararas y cómo te fue en el proceso.

Lea también: Beneficios de la hoja de guayaba para el cabello maltratado

Con Información de: www.enfemenino.com

Déjanos tus comentarios